Para ver esta nota en internet ingrese a: https://republicadecorrientes.com/a/23737
LUCHAS INTERNAS

De federales, unitarios, liberales y autonomistas

11 SOCIEDAD F2.jpg
Foto: Gentileza

Las diferencias políticas fueron, durante muchos años, el cultivo para enfrentamientos armados sangrientos y marcaron también un camino de fuerte inestabilidad en la provincia, algo de lo que la ciudad fue muchas veces escenario y testigo. 

El período que va desde 1839 hasta 1852 es uno de los más importantes, en plena tensión entre unitarios y federales, incluyendo a la batalla de Caseros y la de Pago Largo, con una importante participación correntina. 

Pasada la conocida Guerra de la Triple Alianza, Corrientes vuelve a estar sumida en luchas violentas que se daban sobre todo por cuestiones partidarias. "El enfrentamiento entre los liberales y los federales era tremendo", expresó al respecto el historiador Miguel Fernando González Azcoaga. 

Es así que al menos hasta 1886 se dieron enfrentamientos armados, con muertos en toda la provincia incluyendo a la capital, que por ese momento vivía un fuerte proceso de expansión y modernización, con un cambio de fisonomía que llega en muchos casos hasta la actualidad. 

Cuando el antiguo Partido Federal se desarmó finalmente, los enfrentamientos se dieron entre los liberales, que comenzaron a dividirse y a generar grietas dentro de su mismo espacio. 

En ese momento, asumió Juan Ramón Vidal, que consiguió estabilidad institucional, aunque las luchas internas no terminaron y se dieron hasta 1907 aproximadamente, en la que muchas veces participaban estancieros que contaban con ejércitos propios. 

Temas en esta nota

HISTORIA